Siempre os aconsejamos sobre cómo fotografiar vuestras fiestas para que luzcan tan bonitas como lo son en realidad pero hoy queremos ayudaros en vuestras manualidades. ¿Queréis consejo para saber como fotografiar un tutorial? Estad atentos;

En todo tutorial que se precie tiene que haber una fotografía al inicio donde salgan todas herramientas que se van a usar y una al final con el trabajo acabado.

De tutoriales como de cosas preciosas para hacer, los hay y muchos. Cada uno tiene su esencia, estilo de fotografía, colores, etc.. Pero lo importante es que las fotografías vayan ilustrando los pasos que se van dando y complementen a la explicación escrita. La cantidad de fotografías que pongáis de los pasos a seguir, dependerá mucho de vuestro criterio y de los textos que forman el DIY. En algunos tutoriales se añade información escrita en las imágenes, que es una forma original de ayudar al lector a entender la información de una manera más clara.

A la hora de hacer las fotografías ,como siempre, os aconsejo escoger momentos buenos de luz y colocaros a la sombra, para que todo quede perfectamente iluminado de manera homogénea. Intentad poner los elementos necesarios (ni más ni menos) para explicar el paso del tutorial. No recarguéis la escena porque puede que no quede claro el mensaje que queréis dar. Pensad que no estamos fotografiando la realidad, estamos ilustrando un tutorial. Así que lo que importa es que la imagen dé exactamente la información que queréis que le llegue al lector. Si además podéis conseguir que os quede una imagen bonita, mejor que mejor.

El punto de vista puede ser el que mejor os convenza para explicar bien los pasos que vais dando. Aunque los que más se usan son el Punto de vista Frontal o Picado. A continuación os dejo algunos ejemplos.

Espero haberos ayudado para vuestros próximos tutoriales. Y vosotras ¿qué le pedís a un DIY?